17 oct. 2011

Justin Bieber: El mundo es suyo


En el 2007 Pattie Mallette, la madre de un adolescente de 13 años de la ciudad canadiense de London (Ontario), colgó en YouTube videos de su hijo interpretando canciones de Usher, Justin Timberlake, Ne-Yo y Stevie Wonder. Nunca pensó que dichos videos tendrían millones de vistas en todo el mundo y que la disquera Raymond Braun Media Group (RBMG) se interesaría en manejar su carrera.
Este joven pisciano de sólo 17 años acumula una fortuna de alrededor de 50 millones de dólares y con su primer álbum de estudio My World (2009) debutó en el top de las listas de éxitos de EE.UU. y otros países. Su nombre es Justin Bieber y ya es un ícono juvenil consagrado. Hoy se presenta en Lima como parte de su gira mundial My World, que en su recorrido por Sudamérica ha visitado con éxito arrollador Brasil, Argentina y Chile.


Justin Bieber ha incluso desplazado a otros astros juveniles como los Jonas Brothers, Miley Cyrus y a su propia novia Selena Gómez. Su twitter @justinbieber es el segundo más seguido del mundo. No sólo destaca como intérprete, sino que también sabe tocar batería, guitarra, piano y trompeta. Su video 'Baby' superó los 638 millones de visitas en YouTube y estableció un récord en ese portal. Bieber promociona su último single Mistletoe, que está disponible en la web desde hoy.
Este precoz cantautor ha mostrado su vida en el documental Never say never, estrenado en febrero del 2011, que recaudó aproximadamente 100 millones de dólares alrededor del mundo. También tiene una autobiografía: First step 2 forever: My Story, presentada el 2010. Asimismo, Justin tiene dos tatuajes: el nombre Jesús en hebreo y un pequeño pájaro. Ve continuamente a su padre Jeremy Bieber.


Las canciones de Justin son de amor y varias de ellas las co-escribe con otros autores. Su voz es aguda y muy característica. “A todos les cambia la voz, no es un problema para mí”, dijo en una entrevista.Fue Artista del 2010 en los American Music Awards y nominado como Mejor Artista Nuevo y Mejor Álbum de Pop en la 53 entrega de los Grammy. Sus fans fieles son las Beliebers. Belieber hace alusión al vocablo inglés “believer”, que en español significa creyente. Justin Bieber causa furor a donde va, y su sencillez lo hace aún más encantador.
El concierto que ofrece hoy en el Estadio Nacional de Lima fue anunciado hace varios meses; miles de fans hicieron interminables colas desde el 28 de agosto para adquirir los tickets. Unos detractores locales de Justin (que se hacen llamar haters) crearon una página en Facebook amenazando de muerte al cantante. Era una broma extrema pero la página fue eliminada ante la reacción mundial de l@s beliebers. Hace pocas semanas, Justin mandó saludos a sus fans del Perú.



Justin tiene un clon peruano: Alejandro Avilez, un chico de 16 años que no podía adquirir las entradas al concierto por su alto costo, pero que por su gran parecido con el cantante canadiense lo conocerá esta noche.



Particularmente, me encanta Justin Bieber. Es un cliché decir que sólo es apreciado por adolescentes menores de 18 años. Su talento trasciende a su corta edad, y su encanto seguirá siendo apreciado por muchas generaciones más. 'Baby' es un hit pegajoso que ha hecho historia, pero mi canción favorita de Justin es 'Somebody to love'. Que sigan los éxitos, los gritos, la euforia contagiante, la música que llega al corazón. Porque soy una belieber y quiero ser OLLG.